sábado, 17 de septiembre de 2016

Dragon Ball: Jaco, el Patrullero Galáctico

Jaco, el Patrullero Galáctico o Jaco, the galactic patrolman, la historia comienza con el científico Omori quien comienza a contar su historia centrándose diez años atrás antes de los acontecimientos de Dragon Ball. En el Año 739 Jaco un defensor galáctico fue enviado a la Tierra para detener a un Saiyajin del Planeta Vegeta, pero se estrella en la isla del científico Omori. Omori decidió ayudar a Jaco a reparar su nave y le ofrece pasar la noche en su hogar. En el segundo capítulo, Omori es visitado por el gobierno el cual llega y dice que Omori tiene una semana para desalojar su isla, ya que quiere convertir la isla en un centro turístico para los políticos. Se revela que la máquina del tiempo de Omori funciona en cierto grado ya que puede parar el tiempo brevemente. Jaco iba a castigarle por tener tal dispositivo, sin embargo lo perdona ya que este artefacto no afecta al universo. 
Más tarde mientras Omori repara su nave, este descubre que hace falta combustible el cual es una sustancia capaz de encontrarse en la Tierra pero de un alto valor. Al no saber cómo conseguir el dinero, Jaco y Omori parten a la Ciudad del Este en busca de provisiones, siendo Jaco disfrazado para no llamar la atención. En la Ciudad del Este, Omori entra a una tienda en busca de producto y le dice a Jaco que se quede en la puerta y no llame la atención, en esto Jaco escucha a una chica siendo asaltada por cuatro delincuentes y corre en su ayuda. Jaco derrota fácilmente a los delincuentes siendo agradecido por la chica de nombre Tights Ella se da cuenta de que Jaco es un extranjero cuando habla de la "policía de la Tierra" y Omori intenta hacerlo pasar como un "extranjero de otro país", pero dice que no hay extranjeros como él. Cuando escuchan que los policías están detrás de ellos, el trío se refugia en la parte superior de un edificio. Tights obliga al dúo a regresar a la isla de Omori, diciéndoles que ella podría delatarlos si hacen que se quede atrás, por lo que el dúo decide llevarla y vuelven a la isla rápidamente gracias a la capacidad de Jaco de volar a través de sus botas, las cuales solo puede utilizar en caso de emergencias.
En la isla de Omori, Tights revela que ella es la que estará en el cohete en lugar de la ídolo Ann Azuki ya que sería una mala publicidad si ellos pierden a su "super ídolo" en un accidente, Tights decide que utilizará el dinero para comprar el combustible que necesita Jaco para su nave, en gratitud por haberla salvado. En el último capítulo, se revela que el Saiyajin que Jaco estaba buscando (Goku) terminó en la casa del abuelo Gohan. Al parecer el niño posee una super fuerza, más la enseñanza en artes marciales de su nuevo abuelo. Gohan le ofrece a dejar que se quede y aprender con él si no tiene un hogar a donde regresar. Omori acaba narrando cómo la hermana de Tights, Bulma, visitó su isla con sus padres y se encontró con Jaco. Omori conocía al Dr. Brief por su reputación y su trabajo en la investigación del espacio-tiempo. Ahora, diez años después de su primera reunión, Bulma visita a Omori nuevamente y menciona algo acerca de su búsqueda de unas esferas misteriosas capaces de conceden cualquier deseo cuando se reunían. Ella muestra dos, las cuales están hechas de una sustancia que no existe en la Tierra, por lo que razonó que llegaron desde el espacio exterior. Todo esto suena muy sospechoso, pero el espacio es enorme, así que quizás este tipo de orbe misterioso existe en alguna parte. Mientras tanto, Goku está arrastrando su captura a la casa y así empieza el primer capítulo de la serie Dragon Ball. 
Jaco aparece en el manga Dragon Ball Minus (la aparición de la madre de Goku) en la cual tiene que exterminar al Super Sayajin de Goku antes de que llegue a la Tierra tal y como se muestra en el manga Jaco, el Patrullero Galáctico. Jaco también aparece en la película Dragon Ball Z la resurrección de Freezer y el anime Dragon ball Super, donde tiene participaciones recurrentes. Jaco también aparece en el videojuego Dragon Ball Xenoverse. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada